Home Futbol AMISTOSO: la vino-blanco se lució

AMISTOSO: la vino-blanco se lució

8
SHARE

Guatire-Venezuela. 22 años
Corresponsal de Noticias Deportivas (ámbito profesional)
Amante de la música y la escritura.
Redactor crítico

Diego Morales – who has written posts on NoticieroDeportivo.com | .


Con creces y buenas intenciones, muchos partidos increíbles se jugaron en esta doble fecha FIFA antes del re-inicio de las ligas en cuestión. Las mejores selecciones mostraron sus piezas y de qué están hechos antes de comenzar la clasificación.

Muchas veces nos enfocamos en las selecciones de Europa y obviamos el gran talento que poseen aquellos países de otras fronteras como las sureñas, por ejemplo. En este apartado, eso cambiará.

Consientes de que se tratan de partidos amistosos, de preparación y que aún no se suman puntos, más sí anímicos para lo que se viene, las selecciones de Venezuela y Panamá se enfrentaron por primera vez luego de que “La Vinotinto” (para este juego vestida de blanco), llevara casi un año sin encuentros internacionales.

LO SUCEDIDO…

Un buen planteamiento fue el que se llevó a cabo dentro del partido que duró poco más de 90′ minutos reglamentarios (tres de añadido). Durante las primeras de cambio y en su mayoría de la primera parte, Venezuela tuvo claras ocasiones y unas tácticas de juego nada reprochables, sin embargo, no se concretaron en este momento.

Ya para la segunda mitad y con un Salomón Rondón en cancha, Venezuela se envalentonó y jugaron para ganar. En el minuto 66′, una jugada por la banda derecha del sector panameño, de Jefferson Savarino, dio luz verde para el primer gol venezolano en donde “Salo” solamente empujó el balón a la portería rival.

Siendo la solución el banquillo, Salomón Rondón, Jefferson Savarino, Eduard Bello y Sergio Córdova fueron los detonantes por la oncena tricolor (los cuatro cambios son permitidos a raíz de ser un juego amistoso).

Una jugada por sector central de parte de la saga venezolana dio frutos cuando Eduard Bello atacó, e invadido de marca logró pasar el balón a Rondón, quien, mano a mano con el portero pudo batirlo pegando el esférico en el poste derecho del guardavallas rival.

Sin duda alguna, Venezuela logró sacarse la espina del primer juego ante Colombia y con un Rondón a tono para lo que venga. Eso seguramente hará pensar en frío a Dudamel para cuando toquen los partidos de gran peso.

BRAVO VENEZUELA.

@ElDeportivoVE